Cuatro proyectos sanmarquinos, propuestos conjuntamente con universidades europeas y de Latinoamérica, ganadores del reconocido programa “Erasmus+” de la Unión Europea fueron presentados en una reunión virtual organizada por la Oficina General de Cooperación y Relaciones Interinstitucionales (OGCRI) de la UNMSM.

Aprendizaje centrado en el estudiante

El proyecto “ACE” (Aprendizaje Centrado en el Estudiante de América del Sur) financiado por “Erasmus+” con cerca de un millón de euros, involucra a cinco instituciones socias europeas y once sudamericanas, entre ellas a esta cuatricentenaria universidad.

Esta iniciativa cubre cuatro áreas temáticas: historia, enfermería, educación y medio ambiente. Esta última es abordada por el grupo ACE de San Marcos liderado por la Doctora Ana María Osorio Anaya e integrado por docentes y estudiantes de la Escuela Profesional de Ingeniería Ambiental.

El trabajo del equipo sanmarquino se enfocará en dos de las metas planteadas en el proyecto ACE: Explicar a los profesores universitarios, a las personas con cargos administrativos y a los alumnos cómo la adopción del enfoque centrado en el estudiante puede beneficiar a los educandos y ayudar a las instituciones de educación superior a cumplir mejor su misión y objetivos.

La otra meta busca ayudar a los profesores y estudiantes a identificar las posibles causas de resistencia a la implementación del enfoque centrado en el estudiante y a responder adecuadamente frente a los comportamientos de uno mismo u otras personas, que dicho sentimiento de resistencia puede provocar.

“A través de la primera meta, a nosotros nos permitirá transmitir las ventajas y beneficios del enfoque centrado en el estudiante para su implementación en la UNMSM. De esa forma, si la comunidad universitaria conoce los resultados de esta metodología educativa, apoyaría en la implementación de la misma”, estimó la Dra. Osorio.

“Nuestra otra meta nos va a permitir identificar las causas de resistencia a la implementación del enfoque centrado en el estudiante, luego de ello nos permitirá proponer acciones y actividades para reducir esta resistencia al cambio y mejorar nuestro propósito de la implementación del ACE-UNMSM”, afirmó la coordinadora general.

Maestría y diplomaturas en criminología

Por su parte, el “Proyecto de cooperación entre universidades de Europa y Sudamérica para el fortalecimiento de la enseñanza y la investigación en criminología” apunta a promover e implementar programas de maestría y diplomaturas de posgrado en criminología en las universidades socias de Brasil, Perú y Colombia.

Otro objetivo importante es promover, construir, implementar y consolidar una red Euro-Sudamericana de criminología integrada por investigadores, profesionales del área, representantes de la sociedad civil y todos los que trabajen en la temática de la criminología.

Uno de los beneficios del proyecto para las universidades sudamericanas, según indicó la coordinadora, doctora Lupe García Ampudia, es la recepción de asistencia técnica de profesores de las universidades europeas para mejorar ofertas formativas. 

Asimismo, realizar visitas de estudios a las universidades europeas participantes (tres españolas y dos portuguesas) sobre temas específicos, para consolidar la formación en los fundamentos conceptuales y metodológicos de la criminología.

Entre los impactos de la propuesta vale destacar su contribución al desarrollo de una formación sólida a nivel de posgrado en las áreas de criminología y seguridad pública.

Plataforma virtual de aprendizaje

El proyecto “Erasmus + LA-CoNGA Physics” tiene la finalidad de construir una plataforma virtual de aprendizaje en física de altas energías, sistemas complejos, ciencia de datos e instrumentación científica en nuestro país, Ecuador, Colombia y Venezuela.

Uno de sus productos será la implementación de un estudio de maestría en las especialidades arriba mencionadas. Así lo informó el doctor Teófilo Vargas, responsable del proyecto, del que forman parte once universidades, entre europeas y latinoamericanas.

Entre sus objetivos está apoyar la modernización, el acceso al conocimiento y la internacionalización de la educación superior en los países socios; también fortalecer las relaciones interinstitucionales entre Europa y América Latina dentro de la comunidad virtual de investigación y aprendizaje.

Además de capacitar al personal técnico, académico y estudiantil para el dominio de herramientas de aprendizaje virtual y entornos colaborativos.

Dentro de los beneficios de la propuesta destacan cuatro pasantías financiadas en las universidades de la alianza (dos en universidades de Europa y dos en Sudamérica).

Reforzar investigación de los ecosistemas marinos

El proyecto “Avanzando hacia una educación innovadora para la gestión sostenible y basada en la investigación de los ecosistemas marinos de agua dulce” agrupa a dos universidades peruanas, dos ecuatorianas, una belga y una francesa.

La coordinadora, por la UNMSM, doctora Rina Ramírez, comentó que luego de algunas conversaciones, todas las instituciones participantes coincidieron en plantear una propuesta que busca reforzar sus programas de posgrado relacionados con la temática del proyecto.

En el caso de San Marcos se refiere a la maestría en ecosistemas y recursos acuáticos con menciones en acuicultura, ecosistemas acuáticos, y evaluación y manejo de recursos pesqueros, de la Unidad de Posgrado de la Facultad de Ciencias Biológicas.

“Todo esto tiene que ver con cómo reforzar estos programas de posgrado: planes de estudio, sílabos, perfil de egresado, etc. Con este proyecto vamos a seguir avanzando y reforzando porque por ley debemos actualizar nuestros programas por lo menos cada tres años”, remarcó la Dra. Ramírez.

Estos proyectos fueron presentados el viernes 28 de agosto, en el Webinar: “Panel. Proyectos ganadores de Erasmus+ Acción Desarrollo de capacidades en el campo de la educación superior en el Perú”.

Allí, participaron el jefe de cooperación de la delegación de la Comunidad Europea en el Perú, Robert Steinlechner; el jefe de la Oficina General de Cooperación y Relaciones Interinstitucionales (OGCRI), Doctor Heli Barrón Pastor, y la decana de la Facultad de Ciencias Biológicas, doctora Betty Millán Salazar.

Asimismo, el jefe de la Oficina de Cooperación Internacional y Convenios de la Universidad Nacional de Ingeniería (UNI), ingeniero Óscar Silva Campos, e investigadores de dicha casa superior de estudios.